Anelles

En un acto de imprudencia, tras el María Valenta y el Salt del Pi, el mismo día nos fuimos para el Anelles con muchas ganas de hacerlo, ya que dos eran repetidores y en teoría nos sabíamos donde estaban los escapes por si se nos hacía tarde y teníamos que salir antes.

Dicho y hecho, no nos quitamos los neoprenos y nos fuimos para Ceret.

La información es bastante buena y actualizada:
http://www.barranquismo.net/paginas/barrancos/gourg_des_anelles.htm
http://www.barrancos.org/Anelles.htm
http://www.geocities.com/barrankas/rio_ganelles.htm

Especialmente bien hecha esta la nueva reseña de Frank para barranquismo.net, aunque yo le añadiría cuatro pijadas.

Desde Ceret hay que buscar por el pueblo como se sale a la montaña en dirección Las Illas. Y seguir por esa carretera hasta encontrar el parking-salida hacia Mas Solé. Ahí se deja el primer coche y se continua con el segundo coche hasta llegar a otro parking-salida a Mas Carol o Mas L’Arnau (o algo similar).

Del parking a la entrada al cauce hay una senda muy marcada en bastante bajada que no tiene pérdida.

El barranco es muy guapo. Tiene muchísimos saltos y bastantes de gran envergadura que te suben la adrenalina a tope. Nosotros íbamos con mucha prisa para acabar el barranco con luz y no saltamos en todos sitios, pero tiene muchas posibilidades de entretenimiento.

Justo antes de entrar en el barranco nos pensamos que hacer porque eran las 18:30h aproximadamente y quedaba poquito tiempo para hacerlo todo, pero ya estábamos allí y teníamos muchas ganas así que decidimos meternos en el barranco.
Cosa que no recomiendo hacer a nadie, especialmente si no se conoce a fondo el barranco a realizar y el grupo no es ágil. En nuestro caso lo era, pero aún así la liamos en el retorno. Y por eso lo cuento, para que no vuelva a ocurrir ;)

El barranco empieza fuerte con la cascada de 30 metros, lo mejor de todo el descenso. Tras unos destrepes se llega a una poza pequeña con un pasamanos a la izquierda hasta un cierre de la roca por donde baja agua.
Nosotros pillamos el barranco con muy poca agua y todo estaba bastante estancado, así que el pasamanos no era necesario, ya que el agua no se llevaba. Pero en caso de agua corriente, es muy importante asegurarse lo antes posible.

Mänu que ya se conocía esa cascada “demasiado bien” monta el rápel y empezamos a bajar. Droid y yo lo hacemos primeros porque llevamos las otras cuerdas para ir montando rápeles en cadena y acelerar el descenso del resto de gente.

Mänu setting up the rapel

La cascada hace una S. En la salida puede sufrir la cuerda porque roza, luego se baja unos metros por un tobogan muy resbaladizo donde cuando hay agua viene muy fuerte y se llega a una repisa donde hace la segunda curva de la S el rápel y el agua.

Esta repisa es una brecha que recorre horizontalmente la gran pared de roca tumbada. Hay un pasamanos a lo largo de toda la repisa y se suficientemente ancha para andar por ella. Lo mejor es acabar el rápel aquí, anclandose al pasamanos y continuando por la repisa hasta el centro de la pared.

Desde allí hay un salto simple pero un pelín técnico. Hay que saltar hacia delante porque la pared hace barriga abajo y no hay que golpear con ella. Si la cascada va fuerte, el agua llega hasta toda la pared y moja la repisa, así que hay que tener cuidado de no resbalar en ella, porque el salto tiene altura, unos 10-12 metros de reseña y unos 8 de salto real.

Jump 10-12 meters

Sino mirad como cae este barranquista en este mismo salto (aunque no me queda claro si es en Anelles o en Mas Calsan):

En esta misma pared y rápel-salto, hay instalado un pasamanos en su parte superior para acceder hasta unos puntos de salto muy altos. Desde la poza de arriba hay varias chapas con mayones por la parte de la derecha para hacer un pasamanos recuperable y llevan a varias reuniones y varios troncos atornillados a la roca desde donde se puede saltar TODA la cascada/pared. Esto son más de 20-25 metros. Depende desde donde se salte porque hay dos troncos y luego el pasamanos sigue hasta un arbusto desde donde también se puede saltar.

Ricard lo explicó gráficamente en el foro de Cañones y Barrancos.

Yo, de tener más tiempo y no ir a contrareloj, hubiera querido hacer el pasamanos para asomarme desde los puntos de salto. No creo que los hubiera saltado, pero almenos asomarme y que se me subieran los cojoncillos a la faringe, jeje. No sé quien salta eso como para equiparlo, pero si alguien lo hace, que me avise la próxima vez que yo quiero ir a verle!!

Tras esta gran pared hay muchos resaltes pequeños que nosotros destrepamos o hicimos tobogan ya que bajaba muy poquita agua y no era problemático. Hay saltos buscados desde la izquierda en esta zona, hasta llegar al primer rápel obligado. Por la derecha es una zona muy estrecha que baja el agua. En época de poco caudal como nuestro caso se baja por aquí sin ningún problema.
Cuando hay mucho caudal no es recomendable y se pueden utilizar otras instalaciones que hay en la parte de la izquierda, encima de la roca grande, para evitar completamente la zona estrecha.

Tras este rápel y resaltes, hay un minitobogan o salto de 2 metros y se llega hasta otra poza grande y profunda. Aquí hay un pasamanos instalado a la izquierda para subir a un salto buscado de 10 metros teóricos y 8 reales.
Pero Mänu nos enseño que todavía se puede subir más (no es fácil, está sin equipar y un resbalón en la subida sería fatal) y llegar a una repisa superior para hacer un salto de 16 metros teóricos y 12-14 reales.

Tras “petarlo” Mänu, le seguimos Esther, Alex y yo, no podía ser menos :D No había saltado nunca tanto y la verdad es que no hay que pensárselo. El impacto con el agua es fuerte, así que hay que controlar en todo momento el cuerpo y plegarse bien justo antes de entrar en el agua.
Es lo que yo llamo “ostión” contra el agua :)
Droid se adelantó a montar rápeles y cuando le invitamos a saltar este grande ya no podía hacer marcha atrás…
En el video nos podeis ver.

Después de estos saltos, se llega a otro pasamanos a la izquierda que lleva a un rápel o salto preparado (hay un tronco atornillado a la roca también) de unos 5-6 metros para caer en una poza muy redonda y profunda.
El pasamanos continua por la roca para llegar a una repisa un metro más alta, pero no sé si merece la pena.

Tras esta poza inmediatamente llega el último rápel-tobogan de 10-15 metros. Nosotros nos descolgamos 3-4 metros y luego nos soltamos, aunque se puede hacer entero de tobogan si baja agua.
El tobogan no es muy conducido y es fácil darse media vuelta o caer de lado en el agua, así que cubriros bien la cara :)
También se nos ve en el video.

Después hay bastante caos y resaltes pequeños, que sin agua no tienen ningun misterio. Al llegar a una zona más abierta, nos paramos porque ya era demasiado oscuro para seguir por el rio, sacamos los frontales, nos alimentamos y salimpos por una senda que hay a la izquierda.

Esta es la senda que conocía Mänu de la anterior vez, pero creo que no es la correcta, puesto que hay un rapel de 7 metros que no hicimos y no recorrimos tanto caos como describe la reseña.

Así que posiblemente salieramos por una escapatoria anterior.

El retorno fue bastante penoso. Se nos hizo completamente de noche y perdimos la senda varias veces, porque nos llevaba a precipicios, a cimas de lomas o a zonas infranqueables, así que teníamos que volver atrás varias veces en la oscuridad y rehacer el camino muchas veces siguiendo nuestra orientación (que era buena).

Finalmente llegamos a la loma correcta y empezamos a subir por lo que parecía una senda, pero que se perdía de nuevo y optamos subir por una canal directamente en la valle entre las dos lomas que venían de la carretera, donde teníamos que llegar.
La subida por la canal no fue un paseo de rosas, había que abrir camino entre la maleza, superar caos de rocas, trepar y todo ello en la negra oscuridad.

De todos modos, parece que no éramos los primeros que pasamos por allí

Por fin llegamos a la carretera, después de 1 hora de subir por la zona. De allí, nos dividimos hacia arriba y hacia abajo para encontrar los coches. Curiosamente, seguíamos estando bastante más cerca de los coches de arriba que de los de abajo, así que nos recogimos y nos fuimos al pueblo de Ceret donde había luz para cambiarnos.

Una buena aventura que echábamos en falta jeje. Al final a las 00h a cenar en la Junquera y llegar a casa a las 3:00am después de hacer una siesta en una área de estacionamiento de la autopista porque nos dormíamos al volante después de 4 días de barrancos sin parar :)

Las fotos hay que buscarlas por aquí.
http://www.flickr.com/photos/_sml/sets/72157601985619580/

Y el video:

En resumen, un barranco guapísimo por lo deportivo que es con los saltos y toboganes. Hay que volver con agua para disfrutarlo más y atreverse con los saltos grandes (>15 metros)!!

Valoración: 8/10

Comentarios

comentarios

Añadir a favoritos el permalink.

One Comment

  1. Muy buen artículo!!
    Que divertido parece! Claro esta que también hay que tener cuidado. Como tu bien dices
    Me lo paso muy bien leyendo tus textos, casi igual de bien como cuando hago barranquismo ;)
    Saludos

Comentarios cerrados